Yeray-Muad'Dib Blog  

Un caótico depósito de reflexiones, recuerdos y paridas mentales.

Reflexión sobre las navidades 30 de noviembre de 2006

Ríos de tinta (y de saliva) corren todos los años con esto de las navidades. Para muchos es una vorágine consumista alentada por las corporaciones y que nada tiene que ver con el significado religioso. Para otros, es la época en la que nos reencontramos con los seres queridos e intentamos ser mejores.

Mi visión de la navidad, que creo que comparten muchos, es algo más cínica y pragmática: es una época en la que gastamos mucho dinero, pero a cambio recibimos regalos, comemos sin tino y nos reímos con amiguetes y familiares. Y, digan lo que digan, nos encanta las tres cosas. Lo de los buenos sentimientos, los propósitos de ser mejores y la espiritualidad, sinceramente, me parecen chorradas: dudo mucho que la gente cambie sustancialmente durante estos días, y desde luego, la importancia lo espiritual hace tiempo que es insignificante frente a lo material.

Así que, como ya he dicho antes, seamos prácticos y disfrutemos de la navidad: regalos, banquetes y quedadas sociales. Y yo, desde luego, seguiré mi tradición personal de ir el 6 de enero a mi restaurante favorito de Las Palmas.

Etiquetas:

¿Te gustó? ¡Compártelo!:        



Un día sin comprar nada 23 de noviembre de 2006

El próximo sábado 25 de noviembre se celebra en Europa el Buy Nothing Day, es decir, el día sin compras. Se trata de una iniciativa extendida por todo el mundo desde hace unos cuantos años en la que se propone que uno no compre absolutamente nada durante 24 horas. Es una acción a modo de protesta y reacción contra el consumismo salvaje y la influencia que las grandes corporaciones tienen sobre nosotros, por la que constantemente compramos cosas que no nos hacen falta. Y claro, no es cuestión de comprar al día siguiente lo que hemos dejado de comprar: se trata de, en la medida de lo posible, renunciar a aquello que íbamos a comprar.
Probablemente no sirva de mucho y no tenga mucho seguimiento, pero puede ser bastante saludable intentarlo. Desintoxicarnos un poco de este ritmo salvaje que se nos impone, especialmente en vísperas navideñas.
Algo muy curioso: en la página del movimiento no aparece España. Se ve que nosotros no estamos dispuestos a renunciar a nuestros pequeños (o no tan pequeños) gastos diarios. Y es que es más dificil de lo que parece. y por eso hay que intentarlo.

¿Te gustó? ¡Compártelo!:        



Superar la censura en Internet 22 de noviembre de 2006

Ayer leí en El País que en China han vuelto a activar un sistema de censura por el que los navegantes no podrán ver páginas "contrarevolucionarias" como la Wikipedia.
Más allá de lo obsoleto, inutil y perverso que me resulta el concepto general de censura, su aplicación en Internet me parece especialmente preocupante: el mayor valor que tiene Internet es su caracter de foro universas libre, en el que cualquiera puede comunicarse con cualquiera, y un sistema de censura es una imporante amenaza contra este potencial.
Así que voy a sugerirle a cualquiera que esté sometido a un sistema de estos cómo se lo puede saltar. Existen muchas páginas webs que se permiten al usuario introducir una dirección, y tras unos segundos, el contenido de la página se sustituye por el de la página solicitada. Es algo así como un navegador virtual en el lado del servidor, no del usuario. Esto implica que para el sistema de censura nunca hemos salido de la página orginal, y por lo tanto es muy dificil que pueda filtrar el contenido.
Estas páginas se denominan cgi-proxys, web-proxys o anomyzers. Hay cientos, pero uno de los más eficientes es webWarper.

Etiquetas:

¿Te gustó? ¡Compártelo!:        



Impresiones de Italia. Y algún consejo. 17 de noviembre de 2006

Acabo de llegar de Italia. Fueron ocho días visitando Roma, Florencia y Venecia. Fue uno de esos viajes que yo llamo de ermitaño: mochila, albergues y sin otra compañía que la de los co-alberguistas. Es una manera de viajar que, aunque a veces puede ser un poco dura (por eso de que se echa más de menos a familia y amigos), potencia muchísimo las sensaciones que te producen determinados lugares.
¿Y cómo es Italia? Pues seguro que todo el mundo ha visto centeranes de veces las fotos del Coliseo, San Pedro, la plaza de San Marcos en Venecia... y seguro que también ha oído centenares de veces eso de que está llena de arte y cultura.
Pero aun así hay que visitarla para apreciar realmente la complejidad de Italia. Más allá de los tópicos (las pizzas REALMENTE están buenísimas, y REALMENTE hay arte y cultura sin tino) contiene algunas joyas que suponen una visita obligada en el crecimiento personal de una persona. Especialmente, es toda una experiencia trascendental la visita a la Basílica de San Pedro. Es casi imposible no emocionarse en el interior de este templo, con independencia del credo que tenga uno (la apreciación del arte trasciende de religiones).
Y por encima de todo, Venecia. Es una isla sacada de los sueños: extraña, surrealista, siniestra, decadente, desconcertante... a partir de ahora, las típicas frases de tal ciudad es la Venecia de nosedonde o es más o menos como Venecia me parecerán chorradas. Venecia es totalmente inigualable.
Pueden ver una pequeña selección de las fotos del viaje aquí.
Y ahora un consejo: los muy escrupulosos deberían evitar los albergues italianos, que son bastante... cutres, al menos comparados con los de otros países. Y si uno decide asumir el riesgo y usar albergues, que NI SE LE OCURRA ir al albergue Beautiful Hostel, de Roma: parece un escenario de Silent Hill.

¿Te gustó? ¡Compártelo!:        



Y la mejor videocreación es para... 5 de noviembre de 2006

Se acabó. El sábado por la noche fue la ceremonia de clausura del 12 Canariasmediafest, el festival de artes y culturas digitales, en el que tuve la oportunidad de formar parte de la organización.
Lo mejor, probablemente, fue el nivel de algunas de las obras presentadas y la inmensa calidad humana de la mayor parte del jurado, los invitados y los premiados. La parte musical corrió a cargo del festival asociado DESFEST, organizado (como siempre, de forma brillante) por María Guedes.

Y retomando el tema del jurado y los invitados, siempre resulta sorprendente (aunque tal vez no debería ser así) comprobar que grandísimas eminencias del arte y el pensamiento pueden llegar a ser tipos tan tratables y agradables como los que más. Imagino que los que adoptan actitudes de divos o de estar por encima de las masas son, en el fondo, los que aún no han llegado a esa especie de estado de Buda en el que puedes valorar a los hombres con independencia de sus capacidades académicas, artísticas o curriculares.

Y bueno, ahora... ¡a por Italia!

Etiquetas: ,

¿Te gustó? ¡Compártelo!: