Yeray-Muad'Dib Blog  

Un caótico depósito de reflexiones, recuerdos y paridas mentales.

The Rocky Horror Picture Show 12 de enero de 2008

¿Qué pasaría si juntásemos a Susan Sarandon, un novio suyo muy correcto, un travesti que desea ser como el Doctor Frankestein, dos extraterrestres, a Meatloaf, a una petarda histérica, a un investigador y al medio cerebro de un delicuente?

Pues que tendríamos ante nuestros ojos The Rocky Horror Picture Show. Copio lo que dice la Wikipedia: es una película dirigida en 1975 por Jim Sharman sobre el musical The Rocky Horror Show de Richard O´Brien. Se trata de una película de culto sobre una pareja que, tras una avería en su coche, se ven obligados a pasar la noche en la mansión del Doctor Frank N' Furter que celebra la convención de transilvanos con motivo de la creación de su criatura, Rocky Horror, un hombre perfecto cuyo "medio" cerebro pertenece a un delincuente juvenil. La película no tardó en ser objeto de culto y pasar a la historia siendo todavía exhibida en cines donde se montan auténticas fiestas en torno a la película.

Mi opinión: es una obra de arte. Aunque la última parte de la película me parece un poco psicodélica. El personaje principal (el Doctor Frank N' Furter) tiene una personalidad de esas que no pasan desapercibidas. Además de su atuendo... que no es nada habitual para la época. Las canciones son increíbles e invitan a bailar y a soltarse uno la peluca (para los peninsulares/as: desmadrarse). Mis favoritas: Time Warp y Sweet Transvestite, que sirve como presentación de nuestro querido Doctor Frank N’ Furter. También podemos ver una jovencísima Susan Sarandon haciendo de niña buena que más tarde se suelta la melena, junto a su correctísimo novio, encarnado por Barry Bostwick, a quien hemos visto de alcalde de Nueva York en la última serie de Michael J. Fox.
La única pega que tiene la película para los hablantes de español es que no ha sido doblada. Únicamente puede disfrutarse en VO o con subtítulos. Pero merece la pena.

Para los valientes que la vean: el Time Warp es fácil de bailar.

Transinity

Etiquetas: , , ,

¿Te gustó? ¡Compártelo!:        



Y nos despedimos con... 9 de diciembre de 2007

Porque no todo va a ser Londres. Para empezar la semana con una buena sonrisa hoy voy a escribir sobre Arrested Development, una serie que fue eliminada de la parilla en su tercera temporada, pero cuya primera temporada es increíble. Aún no he visto la segunda, espero que no me defraude.

Esta serie relata la historia de la familia Bluth, desde el momento en que el patriarca es encarcelado acusado de quedarse con dinero de su empresa. Debido a esta situación, la familia, hasta entonces muy acomodada y con un buen nivel de vida, se queda sin un duro y el único que se da cuenta de ello e intenta sacar a la familia adelante es el hijo responsable, Michael Bluth.

Aunque hasta ahora el argumento descrito no es que sea una maravilla, los otros miembros de la familia hacen que la serie tenga un ritmo frenético. Desde el otro hijo de la familia, de profesión mago, hasta el marido homosexual de la única hija de los Bluth, pasando por la esposa del patriarca, manipuladora y fría, todos los personajes están llenos de comportamientos absurdos que pueden parecer demasiado absurdos cuando se empieza a ver la serie, pero si uno aguanta dos capítulos, ya se engancha sin remedio.

Transinity

Etiquetas: , ,

¿Te gustó? ¡Compártelo!:        



La ciudad de Sir Norman Foster

Siempre me gustó el Lego. Como cualquier persona, desde que nací hasta este momento, he pasado por muchas etapas en las que he querido dedicarme a una u otra cosa: desde la enseñanza hasta la arquitectura. Esta última área me fue vetada debido a mis problemas con las matemáticas de segundo de B.U.P. Mirando atrás, creo que si hubiese tenido otro profesor la cosa habría sido diferente. Quizá ahora hubiese estado haciendo dibujitos en algún estudio, o no.

Por culpa de esta frustación no puedo evitar sentir admiración por mis amigos arquitectos o estudiantes de arquitectura. Aunque claro, vistas las cosas de fuera siempre se las imagina uno mejor de lo que en realidad son. Como en muchas otras profesiones, la arquitectura no se libra de contar con personalidades destacadas. Tampoco faltan los divos que pretenden crear formas imposibles sin tener ni idea de construcción.

Una de esas personalidades destacadas es Sir Norman Foster. Londres está llena de edificios con la firma de este estudio. Sin tener conocimientos de arquitectura, si tuviera que describir sus obras lo haría utilizando las palabras "impresionante", "con muchos espacios abiertos" y "acristalado".

En España este estudio ha firmado obras como el metro de Bilbao o la futura Ciudad del Motor en Aragón, con forma de avión. Qué pena que no la tengan lista para la Expo.

Nota rosa: está casado con una española, la Doctora Elena Fernández Ochoa.

Transinity

Etiquetas: , , , ,

¿Te gustó? ¡Compártelo!:        



Sir John Soane

Cuando a uno le nombran Londres le viene a la cabeza el Big Ben, la Torre de Londres, el Museo Británico... Los tópicos más manidos de esta ciudad.
Sin embargo, The Big Smoke, como la llaman sus habitantes, tiene muchas más cosas que ofrecer.
Uno de los últimos descubrimientos con los que me he topado ha sido el Museo de Sir John Soane.
Este buen hombre fue el arquitecto encargado de diseñar el Banco de Inglaterra, entre otros edificios. Su afición por el arte lo llevó a coleccionar incontables objetos por todo el mundo que dejaba en su casa. Llegó a almacenar tantas reliquias que iba comprando los edificios adyacentes para poder guardar todo lo que iba recogiendo por los mundos de dios.
Para unos un expoliador, para otros un claro ejemplo de síndrome de Diógenes, lo que no se puede poner en duda es que una visita a su casa no deja indiferente a nadie.

Transinity

Etiquetas: , , , ,

¿Te gustó? ¡Compártelo!:        



La conectividad en movimiento 5 de diciembre de 2007

Muchas gracias, Yeray-Muad'Dib, por invitarme a tu blog durante unos días. Espero no espantar a ningún lector.

Señores, abróchense los cinturones, que despegamos.

La primera vez que me conecté a Internet fue el primer día que fui a la universidad. Allá por 1999. Recuerdo que me pasé todo el día delante de un 386 que tardaba lo suyo en cargar una mísera página en un navegador llamado Netscape. Aquello era fascinante: tanta información al alcance de la mano. Recuerdo, también, que le tuve que preguntar a una compañera cómo demonios podía abrir los correos electrónicos que me llegaban a una cuenta que ella me había creado ese mismo día.

Ya desde antes de conectarme a Internet sabía que me iba a fascinar ese mundo. Desde aquella primera vez en octubre de 1999 ya han pasado 8 años y la situación actual es muy distinta: procesadores con 4 núcleos, Internet a 10 Mbps o más, exploradores personalizables con navegación por pestañas, ordenadores portátiles asequibles... y las redes Wifi. Esta última es, de lejos, mi avance tecnológico preferido.

Eso de poner conectarse a Internet sin cables es una maravilla. Y ya no digamos conectarse mientras estás esperando la guagua. Reconozco que cuando me compré la PDA iba por la calle buscando redes Wifi como si algo me poseyera... Una especie de búsqueda del tesoro contemporánea y tecnológica.

Pero en Londres, el Oxford Tube va más allá: nos permite conectarnos a Internet a través de Wifi mientras estamos dentro del autobús. Yo creía que eso no era posible y, de hecho, aún no lo he probado, pero cuando vas por Victoria Station y ves esto no puedes sino quitarte el sombrero ante tremenda maravilla.

¿Algún día seremos todos como el personaje Hana Gitelman de Héroes?

Transinity

Etiquetas: , , ,

¿Te gustó? ¡Compártelo!: